colaboracionesDetox

Jardines para el silencio

jardín japonés
Shinzen Japanese Garden California

Los jardines clásicos de Japón son muy diferentes a los nuestros. Para nosotros, un jardín es más lindo entre más lleno de flores y colores sea, ese estilo es parte de nuestra cultura y va enlazado con toda la variedad de flores que tenemos, por algo somos uno de los mayores exportadores de rosas del mundo…

En otras palabras, mientras nosotros, los colombianos y los latinos en general, somos “floripondios” y ponemos flores hasta en el baño (yo claramente me incluyo ahí), a los japoneses en cambio les gusta ver las flores por todas partes, excepto en sus jardines. ¿La razón? el propósito de estos es la contemplación; sus únicos adornos son arbustos recortados, rocas y piedras pequeñas rastrilladas para simular que el agua corre.

Los jardines que se diseñan en Japón buscan representar la esencia de la naturaleza, son espacios en los que el hombre puede conectarse con el mundo natural, con el sentimiento de la armonía y la eternidad.

Hay un simbolismo especial en el corazón de todo jardín japonés. Por ejemplo, las plantas Perennes representan larga vida o eternidad, el bambú significa fuerza, los ciruelos en flor reflejan valentía, las cascadas simbolizan ‘la vida que siempre se extingue y siempre se renueva’, las rocas significan el esqueleto de la tierra…Digo yo que son tan perfectos que parecen un escenario prestado, son jardines para contemplar, que te conectan contigo mismo y te generan absoluta paz. 

Según los japoneses, son diferentes también las lecturas y enseñanzas que nos dejan los modos de interpretar la naturaleza en Occidente y Oriente; en Occidente, el hombre es el centro de todas las cosas, su yo interior tiende a gritar más fuerte que lo que lo rodea y la naturaleza a ser dominada. En Oriente, la naturaleza tiene un valor supremo y el hombre reconoce agradecido que forma parte de ella sin ser el centro… 

Quiero concluir, para animarlas a aprender más de los jardines orientales, que, como en ellos, a veces resulta útil silenciar más nuestro yo y abrirnos para escuchar esa naturaleza y esa vida que nos rodea.

Newsletter
Sé una de las primeras

Regístrate en nuestro newsletter para que siempre estés enterada de nuestras novedades.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.