DesinhibitoriaEl mustUn rolling por...

Los seis imperdibles de Turquía

La idea de viajar a Turquía me surgió por una especie de moda que se ha creado entorno a este destino, un país que ha logrado reconocer su gran riqueza cultural y consolidar el turismo como una de sus principales fuentes de ingresos.

Llevaba grandes expectativas debido a los comentarios previos que varias personas me hicieron, sin embargo -debo decir-, estas fueron superadas con creces.

Turquía es un país relativamente joven como nación pues se constituyó en 1922, sin embargo, su historia es milenaria y, en pocas palabras, tiene que ver con todo y con todos: desde el Imperio Romano, los dioses griegos, las cruzadas y hasta los derechos de la mujer (es un país que se considera pionero en el reconocimiento de nuestros derechos políticos).

La intención de este artículo, más allá de dar cátedra cultural sobre Turquía -no seré yo la indicada-, es dejarles algunos spots increíbles que no se pueden perder en este país.

Santa Sofía

Estambul

Debo empezar por donde hay que empezar; Estambul es una ciudad que nunca terminas de conocer. La extraordinaria mezquita de Santa Sofía, coronada entre las muchas otras joyas musulmanas que tiene la ciudad como la más importante, el Palacio de Topkapi, la Torre Gálata, su amplia vida nocturna (es una ciudad que no duerme), el inmenso Bósforo que la atraviesa y el contraste entre dos continentes que la habitan, son algunos de los atractivos de la que, para muchos, podría ser la ciudad más importante en el centro del mundo.

Ankara

Esta es la capital moderna, el centro político del país, en el que reside el gobierno y buena parte de la industria.

Por conocer: el Mausoleo de Mustafá Kemal Ataturk, militar, fundador y primer presidente de la República de Turquía.

Vuelo en globo Cappadoccia

Capadoccia

Este es el lugar en el que habitan las hadas, o al menos eso cuenta una leyenda. Se trata de una tierra medianamente árida -que, entre otras cosas, produce un muy buen vino-, en la que la erupción de volcanes, sumada al viento y la lluvia, dio como resultado la formación de unos valles llenos de formaciones rocosas con formas parecidas a los hongos, las cuales albergaron –y albergan todavía- hogares de personas (muchas de ellas que, en su momento, huían de las famosas cruzadas).

Por su particularidad, Capadocia es uno de los puntos turísticos por excelencia de Turquía y, tanto como las ciudades subterráneas en las que se encuentran muchas de las obras más antiguas de la religión Cristiana, los vuelos en globo son una de las tantas razones por las que se ha vuelto muy famosa.

Cascadas Calcáreas

Pamukkale

 Esta ciudad es otra de las joyas turquesas. Ubicada casi en la frontera con Siria, es famosa por una montaña de cal (absolutamente blanca), de la que emanan naturalmente aguas termales que corren en una especie de cascadas, llamadas las Cascadas Calcáreas, y por una antigua ciudad griega que colinda con la montaña llamada Hierápolis, en la que permanecen muy bien conservadas unas de las ruinas del antiguo imperio grecorromano.

Seluk

Biblioteca de Celso

Esta es una ciudad que alberga lo que antiguamente fue un gran puerto del imperio bizantino y hoy, por cambios geomorfológicos, está ubicada cerca del mar Egeo.

Éfeso es conocida por ser quizá la ciudad más importante de la antigüedad después de Constantinopla, en los siglos V y VI, hasta que un terremoto la destruyó parcialmente, en el año 614.

Las ruinas del Templo de Artemisa, la Biblioteca de Celso y el Templo de Adriano, son algunos de los monumentos que se conservan parcialmente y en buen estado, y que convirtieron a este lugar en un Patrimonio de la Humanidad.

Muy cerca a Éfeso está también la Casa de la Virgen María, un lugar de peregrinación en el que, según la creencia católica, la madre de Jesús pasó los últimos años de su vida.

Bodrum

Esta es una de las ciudades costeras más grande de la llamada Riviera Turquesa, ubicada en el Mar Egeo, muy cerca de las islas griegas.

Se caracteriza por el contraste de sus construcciones de color blanco, adornadas por lindas buganvillas moradas y rojas, con el color turquesa del mar.

Aunque a sus alrededores se han asentado varias e impresionantes infraestructuras hoteleras para ir de descanso y obtener todo el nivel de confort necesario, el centro de la población es en sí un gran atractivo para disfrutar y conocer, en el que, entre muchas otras cosas, encuentras un gran puerto con restaurantes que ofrecen la mejor comida mediterránea.

Newsletter
Sé una de las primeras

Regístrate en nuestro newsletter para que siempre estés enterada de nuestras novedades.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *